lunes, 7 de abril de 2014

El Lobo y la brujería


Hubo un tiempo en que al lobo se le temía. Hoy todavía se le teme, a pesar del tiempo transcurrido pues la vida de los lobos recuerda a la vida de las brujas y a su actividad, siempre perseguida, calumniada, gravemente amenazada y exterminada en tantas ocasiones. En 1.840 el lobo existía por toda la península. Después de casi dos siglos de persecución sistemática, tan solo quedan ejemplares de lobos en el noroeste de la península, con un 90% de ejemplares en Castilla y León, una pequeña zona del Sistema Central y algún ejemplar en Sierra Morena.  Exactamente y según datos de 2014, quedan 750 machos reproductores más los grupos o familias de ejemplares en proporción. Pero hoy no queremos hablar de estos datos que producen tristeza sino evocar aquellos tiempos en que estos correteaban libres por las sierras y aullaban a la luna en los claros de los bosques, cuando la gente los escuchaba aullar en el silencio de la noche y los brujos salían a su encuentro.

En los pueblos de montaña se construían casas con tejas del lobo o espantabrujas, que consistían en una teja convexa dispuesta en una esquina del tejado. Esta teja, cuando soplaba el viento helado en las noches de otoño e invierno, provocaba un silbido similar al de los lobos anticipando la posible presencia de una jauría. Si los lobos andaban ciertamente cerca contestaban por equivocación y el pastor salía a buscarlos. Todo el folklore relacionado con el lobo es fascinante.  

Teja de lobo. Casa Torre de Igea (La Rioja)

El lobo es un animal asociado a Hécate, fuerza asociada a lo subterráneo, a lo oculto y a la noche. Ya hablamos en su día de ella pero hoy recordamos que uno de los animales junto al cual es siempre representada es el lobo, para ser exactos, dos lobos negros que corretean siempre a su lado, con los ojos encendidos como antorchas, recorriendo los bosques oscuros de nuestra psique y de nuestro espíritu.

Son asociados al mal y a la destrucción. Los ganaderos achacan a su presencia la desaparición de, según ellos, muchas cabezas de ganado. Si bien parecen olvidar que lo que realmente diezma sus poblaciones de ganado son las propias inclemencias del tiempo, han tomado al lobo como cabeza de turco y pagado con él todas sus desgracias injustamente. El dinero es lo que mueve y activa la maldad humana. Una tormenta no les indemniza pero echarle la culpa al lobo es la forma más sencilla de cobrar las indemnizaciones. E igualmente se hizo con los brujos y las brujas. Cuando una cosecha se estropeaba, un niño enfermaba, se moría el ganado, granizaba o hacía tormenta, era cosa de brujas. Así siempre se elegía a víctimas inocentes como parteras, hierberas o pastoras y se les acusaba de tantos males. Exactamente como se hace con el lobo así que no es de extrañar que se haya equiparado a este noble y admirado animal  con la figura de la bruja. Y digo yo que a mucha honra pues no existe animal más noble, intuitivo, valiente, resistente y amoroso con su prole que el lobo.

El lobo y la bruja han sido acusados de ser malvados, agresivos, rencorosos y asesinos. Injustamente, siempre injustamente pues si bien existen tantos tipos de brujos como personas hay, no creo que el espíritu de un hombre o mujer que venera a la Madre Tierra y al dios Sol albergue esas iniquidades de la que se nos acusa desde hace cientos de años.

Existe un caso muy famoso de una bruja juzgada por la Inquisición en el siglo XVII. El caso está documentado. La mujer, nacida en Llanes (Asturias) se llamaba Ana María García y era conocida como La Lobera. Era una pobre mujer analfabeta abandonada de muy niña y maltratada por todo aquel que se cruzó en su camino. La vida la llevó a vivir al monte, en compañía de pastores trashumantes y por avatares de su malhadado destino fue acusada, entre otras cosas, de tratar con siete lobos de diferentes colores que en realidad eran demonios disfrazados a los que guiaba y mandaba causando daños en los ganados y propiedades de todos aquellos a los que quería mal. Aquí vemos un ejemplo muy gráfico de lo explicado.

El lobo es arquetipo de lo salvaje, entendiendo por salvaje lo que no está domesticado, lo que no es sumiso y entregado, moderado y aceptado socialmente. Por eso la bruja y el lobo corretean a la par. Porque son anárquicos y se mueven mejor en la oscuridad. Lo hacen por pura supervivencia, pues a la luz del día saben que son blanco fácil. Aunque también lo hacen porque por la noche se trabaja mejor. Hay más silencio y para trabajar en el astral hay menos interferencias. Los animales, especialmente los gatos y los lobos, son grandes viajeros del astral. 

Siempre que quieras trabajar e invocar la fuerza de la inteligencia, la astucia y la capacidad de resolver un problema, invoca al lobo. Si sabes cruzar el cerco, conviértete en un lobo. Ya hablaremos pronto de cómo se hace la shapeshifting o la transformación en un animal. Hoy comenzamos a hablar de lo que simboliza en brujería y chamanismo el lobo, como podemos trabajar con él e invocarlo para adquirir sus características más positivas.

El lobo nos recuerda que existe dentro de nosotros un espíritu que es salvaje y libre. Nos hacen creer que somos civilizados en el sentido de que vivimos en comunidad y hemos aceptado unas normas de convivencia, pero eso no significa que no viva dentro de nosotros una criatura que es salvaje y que está deseosa de salir de vez en cuando a estirar las patas. De ahí nuestra inclinación hacia lo dionisíaco, hacia lo lúdico, lo promiscuo y lo prohibido. Eso no es malo, todo lo contrario. Es precisamente la religión y la sociedad la que los convierten en malos pues son territorios donde el ser humano se hace menos dócil y, por lo tanto, menos controlable.

Cuando ves un lobo, cuando tienes sincronías o “señales” con lobos, cuando sientes la necesidad de invocarlos, atento pues nunca nada obedece a la casualidad. En el mundo espiritual, la presencia de un lobo puede estar indicando la presencia de una inteligencia aguda, la conexión con la naturaleza instintiva, deseo de libertad, necesidad de expresión y creatividad, pues el lobo es un animal muy creativo, la presencia de una amenaza en tu vida o la pronta traición de alguien en quien confías.

El próximo día seguiremos hablando de todo lo que representa para nuestro trabajo como brujos o chamanes la presencia del lobo. Quizá elucubremos también sobre por qué aúllan a la luna. 


20 comentarios:

  1. Gracias me encantan los lobos no sabía cual era su papel dentro de lo esotérico. Auuuuuuu...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mi bella Dama Marta,mi nombre es Noelia y siempre de niña soñe con un lobo blanco enorme y con ojos rojos y me besaba la frente ,desde entonces me identifico con los wolf y yo soy. Una lova blanca que sera esto tendra algun dignificado?

      Eliminar
    2. Hola mi bella Dama Marta,mi nombre es Noelia y siempre de niña soñe con un lobo blanco enorme y con ojos rojos y me besaba la frente ,desde entonces me identifico con los wolf y yo soy. Una lova blanca que sera esto tendra algun dignificado?

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Gracias Gonzalo! Igualmente, un placer leerte!

      Eliminar
  3. Muy buena entrada, muy interesante. Espero la siguiente pronto. Muchas gracias. Un beso

    ResponderEliminar
  4. Muchísimas gracias Marta, he tardado en volvervaceste rincón tan hogareño que nos ofreces, y quizá es que hoy he sentido dentro la llamada del lobo .
    Admiro profundamente a estos animales mágicos y salvajes. Tanto que como bruja y hermana de ellos, me siento en la necesidad de defenderlos, quizá por su magia, astucia y guía, quizá por la persecución a la que hemos sido sometidos paralelamente, el hecho es que los defiendo activamente y sigo a una asociación que los defiende; Acción lobo, que cuenta fina realidad muy cercana a lo que tu has contado en esta entrada.
    Como tu bien dices, mi estimada amiga, lobos y brujas y a mucha honra.
    Repito, muchísimas gracias por esta entrada, para mí, la defesa de este proscrito histórico, es muy importante, ya era hora que se le reconozca sub realidad y el gran trabajo que realiza en la naturaleza equilibrandola y conservandola.
    Recibe un gran abrazo Marta y un aullido de reconocimiento a tu gran trabajo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ana,

      ¡Qué alegría tenerte de nuevo por aquí!

      Pues mira, de hecho en el segundo post quería hacer un pequeño alegato en defensa del lobo citando a Félix Rodríguez de la Fuente, pues debemos a él que en los años 70 se comenzase a respetar al lobo. No sabía que existía esa asociación, pero pondré el link como recomendación tuya para concienciar a la gente de ello. El post lo he hecho a petición tuya ;)

      Igualmente, si quieres aportar algún dato, me lo dices y lo ponemos en tu nombre.

      Es uno de los animales más mágicos que existen. Siempre me han fascinado. Hablar del lobo como se merece ocuparía cientos de páginas!

      Un fuerte abrazo, Ana y gracias por tus palabras.

      Eliminar
    2. Hola Marta. Muchas gracias por tus palabras.
      La verdad es que debo de ser de las seguidoras de Acción Lobo la que menos sé de este magnífico animal, así que aunque me avergüence el decirlo, poco puedo aportar. De hecho estoy preguntando a todo aquel que puede dar una informacion real sobre el lobo, porque lo que si me he dado cuenta es que la leyenda negra que lo acompaña es su peor enemigo y que como puedo ayudarle es haciéndole visible a los ojos del mundo. Preguntando a antiguos pastores como mi padre que ayudaba a mi abuelo, este era el pastor del pueblo, llevaba muchísimas ovejas y mi padre recuerda orgulloso que jamás un lobo le mató ninguna oveja. El lobo es el.policía sanitario del monte, evidentemente tiene un instinto cazador, pero es necesario para que el resto de fauna esté sana.
      En fin Marta como ves me apasiono, aquí te dejo el enlace de Acción Lobo, porque saben infinitamente más que yo, y estoy contenta de esperar tu siguiente entrada sobre el lobo mágico.
      Recibe un gran abrazo Marta y una vez más gracias por el trabajo que haces.
      http://accionlobo.blogspot.com.es/?m=1

      Eliminar
  5. Oh, marta! Nuevamente dándonos destellos de luz en esta oscuridad!! Muy bellas palabras y expresiones !!!! Esperamos ansiosos nuevos post con estos temas ! Un saludo Marta!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Walter!

      Ahí ando, preparando el siguiente post.

      Saludos y feliz semana!

      Eliminar
  6. Hola Marta.
    Encontré tu blog por casualidad. Siempre leo todo lo que tenga que ver con lobos.
    Me encantó esta publicación. Te felicito por tu trabajo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Reciéntemente me gusta llamar al labrador, aún cachorro de la casa "LOBITO". Me gusta decirle así y me causa curiosidad que he sentido necesidad de saber más sobre ese hermoso animal, que nunca vi negativamente aunque nos lo hayan inculcado. Que vivan los lobos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es. Somos mucha gente que nos sentimos atraídos por el lobo, que lo respetamos y lo admiramos. Es un animal fascinante a pesar de toda su leyenda negra que es eso solo: leyenda.

      Gracias por tu comentario.

      Eliminar
  8. A mi me encantan los lobos. Nunca he entendido porque la gente los trata tan mal yo siempre he pensado que era porque eran unos incomprendidos. Me gusta esta pagina web

    ResponderEliminar
  9. Soy de Igea (La Rioja) y me gustaría saber dónde se encuentra ahora la Teja de lobo que proviene del palacio de Casa Torre de Igea (La Rioja). Gracias. ja@emia.es

    ResponderEliminar
  10. ¿Y si lo he visto en mis sueños? mejor dicho si prácticamente he sido el lobo.

    ResponderEliminar